Kakumei's Club
Uhmm Me di Cuenta que Aún no estas registrado... xD
Si deseas postear en los temas del foro, que esperas!! registrate y brinda tus opiniones!!

Pasala bien.

Kakumei's Club


 
ÍndicePortalCalendarioGaleríaFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse
Anuncio Oficial: Kakumei 5.0 se acerca! Debemos renovarnos! y para eso, necesitamos con urgencia sincronizarnos y organizarnos! Reuniones semanales y avisos para proyectos futuros. Participa ya!

Comparte | 
 

 Saint Seiya (La leyenda de los jóvenes escarlata)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
*Ayasha*
Teniente
Teniente
avatar

Capricornio Rata
Cantidad de envíos : 699
Edad : 20
Localización : Inglaterra
Humor : <_<! Buscando venganza o.o?
Fecha de inscripción : 25/10/2008

Acompañante
Nombre: *Sebastian ¬3¬ !*
Gustos: Musica

MensajeTema: Saint Seiya (La leyenda de los jóvenes escarlata)   Lun Ene 05, 2009 10:14 pm

Resumen :Abel, Dios del Sol, retorna a la Tierra y decide extinguir a la humanidad porque considera que ha llegado a un estado decadente. Saori y los Santos de bronce lucharán para que Abel no cumpla su propósito.


Argumento :




La llegada del dios de la corona solar Febo Abel en España ó Efebo Abel en México, vuelve a la Tierra y se encuentra con su hermana menor Atenea (Saori Kido). El reencuentro está lleno de felicidad y ambos juguetean como niños pequeños. Luego ambos descansan en la casa de campo de Saori, mientras conversan sobre el motivo de la reencarnación de Abel. Además son custodiados por los Santos de la corona: Atlas de la estrella de Carina de keel, Jao de la estrella del Lince y Berenguer de la estrella de Coma Berenice. Abel le explica a Saori, que ha regresado a la tierra para castigar a los humanos por haber contaminado la tierra con maldad. Es decir, la Tierra será arrasada y en ella perecerán todos los seres humanos.

En este momento, Seiya, Shiryū, Hyōga y Shun aparecen en la casa de Saori y se sorprenden al ver la presencia de estos intrusos. Atlas le indica a Seiya, que a partir de este momento, él y los otros Santos de la corona se encargaran de la protección de Abel y Atenea. Luego de presentarse cada uno, les hacen notar la presencia de otros invitados "especiales". Los Santos de oro,Saga de Geminis,Deathmask de Cancer,Shura de Capricornio,Camus de Acuario y Afrodita de Piscis que murieron en la batalla de las doce casas, también se encuentran ahí, resucitados por el poder de Abel.

Seiya se resiste a abandonar el lugar, dejando sola a Saori, y por ello es atacado por Atlas. Sin embargo, Saori ratifica su deseo de que Seiya y los demás no peleen más y que su protección estaría a cargo de los Santos de la corona y de los Santos de oro resucitados. Luego abandona el lugar con Abel.

En la casa de Seiya, los Santos de bronce consternados discuten acerca de lo sucedido y sobre todo Seiya quien rehúsa aceptar esta situación. Desesperado huye sólo y llora amargamente.

El ataque de la diosa :

Saori y Abel disfrutan del día en el Santuario de Abel, cercano al de Atenea, en aparente felicidad. Mientras Abel toca una bella melodía con su arpa, Atenea escucha complacida. Sin embargo, en un aparente descuido del dios, Atenea intenta atacarlo con el poder de su báculo. Sin embargo, el poder de leer la mente del dios, lo ayuda a contraatacar. Saori le revela sus verdaderas intenciones de proteger a la Tierra aún si tiene que luchar contra su hermano, por lo que Abel sin mayores problemas, le quita la vida. Este hecho, es percibido en la distancia por los Santos de bronce, entre ellos Seiya que corre por la calle llorando, triste y desesperado. Los Santos de oro: Shura y Camus, reaccionan violentamente ante lo sucedido, pero son asesinados por los Santos de la corona, mientras observan a Abel llevarse el cuerpo sin vida de Atenea. Afrodita, Máscara de muerte y Saga se arrodillan ante Abel pero se ve como Saga reacciona con ira al cambiar sus ojos de color azul a un rojo sangre.

Se inician los combates :

Seiya va directamente a Dignity Hill (Colina de la Dignidad) en los alrededores del Templo de la corona, donde reside Abel, pero es interceptado por Atlas de Carina. Mientras tanto, Shiryū, Hyōga y Shun, se encuentra en los alrededores y deciden luchar, ya no para salvar a Atenea, sino para derrotar a Abel y de esta manera proteger a la Tierra. Los tres se separan y acuerdan encontrarse en el Templo de la Corona. Por otro lado Seiya es completamente derrotado por el poder de Atlas.

Shiryū se encuentra con Máscara de muerte, Santo de oro de Cáncer, a quien derrotó en la batalla de las doce casas. Sin embargo en esta oportunidad, Máscara de la muerte es capaz de detener el Dragón Ascendente de Shiryū y lo envía a la entrada al mundo de los muertos, tal como lo hizo en la casa de Cáncer. Allí Shiryū ve a Saori, que aún no ha caído por la entrada al mundo de los muertos. Con este conocimiento, Shiryū muestra su verdadera intención, que era justamente averiguar si todavía había oportunidad de salvar a Atenea y luego le demuestra a Máscara de muerte, el terrible poder del dragón. Con la muerte de su rival, Shiryū retorna al mundo real, sólo para ser atacado por la espalda por Berenguer de Coma Berenice.

En otro lugar, Shun se encuentra con Afrodita, Santo de oro de Piscis, a quien derrotó en la batalla de las doce casas. Esta vez Afrodita no está dispuesto a perder y ataca a Shun con su Rosa sangrienta, que se clava en su pecho. Esta vez, Shun ha perdido, pero afortunadamente Ikki aparece y derrota a Afrodita con su ataque más poderoso, sin embargo, ambos son atacados a traición por Atlas.

Mientras tanto, Saga, Santo de oro de Géminis, encuentra a un moribundo Seiya, y le cuenta sobre las verdaderas intenciones de Atenea al separarse de los Santos de bronce. Seiya se motiva con la esperanza de destruir a Abel y se enfrenta a Saga, pero éste le hace ver que de esta manera no podrá derrotar al dios y lo ataca con su Explosión de Galaxias. Le revela que Atenea aún no ha muerto y que es posible salvarla, antes de que caiga por el pozo de la muerte.

Hyōga, llega al Templo de la Corona y se encuentra a Abel, quien le solicita que construya una ataúd de hielo para Atenea. Debido a la obvia negativa de Hyōga, Berenguer de Coma Berenice se enfrenta a él y con sus ataque de cabellos parece derrotarlo. Sin embargo Hyōga recuerda los consejos de su madre y con un poderoso contraataque congela a Berenice, mientras Shiryū, Shun e Ikki se dirigen al Templo de la Corona.

Seiya motivado por los comentarios de Saga, enciende su cosmos al máximo y finalmente derrota a Saga con sus poderosos meteoros. Sin embargo, aparece Jao de Lince quien termina enfrentándose con Saga, quien presiona a Seiya para que acuda al templo. Saga explota su cosmos llevándose por los aires a un desesperado Jao, muriendo ambos en el ascenso.




El enfrentamiento final :

Los Santos van llegando al Templo de la corona al son de la melodía "La marcha de los Santos Escarlata", y son derrotados uno a uno por Atlas. Hyōga, Shun, Ikki, Shiryū y finalmente Seiya son vencidos por el terrible poder de Atlas. Los santos de bronce pierden toda esperanza al observar la derrota de Seiya. Comienza la melodía "Deucalion Deluge" (Diluvio de Deucalión) y Abel dicta la sentencia: se acerca el fin de esta Tierra mientras Atlas entra al templo de su señor pidiendo disculpas por haberlo cubierto por la sangre de los Santos de Bronce. Dohko está triste pues no podrá hacer nada por su púpilo. Shiryū cree que finalmente no podrán salvar a Atenea y a la Tierra. Sin embargo, Seiya recuerda que ése es su único deber proteger a Atenea y a esta tierra y que Saga murió para enseñárselo "¡elevar el cosmo al infinito y usar los siete sentidos sólo puede ser logrado por alguien que tenga la fuerza y la esperanza para concluir cualquier batalla!" y enciende su cosmos a un nivel ilimitado diciendo "No importa que nuestros cuerpos estén desechos, nuestro cosmos es inmortal, voy a elevar mi Cosmos al infinito. Incendiate, asciende al cosmos infinito", Shiryū e Hyōga lo imitan dedicándoselo a sus maestros y son cubiertos por las armaduras de los Santos de Oro de Sagitario, Libra y Acuario respectivamente y saben que el cosmos de los guerreros sagrados dorados que cayeron por salvar a Atenea los protege.

_________________

Te amo desde el fondo de mi corazon :3
No lo toques!!! o ya veras!!! xD

Necoco :loca -.-!
Ayase:T^T asi es el amor


Última edición por *Ayasha* el Lun Ene 05, 2009 10:16 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
*Ayasha*
Teniente
Teniente
avatar

Capricornio Rata
Cantidad de envíos : 699
Edad : 20
Localización : Inglaterra
Humor : <_<! Buscando venganza o.o?
Fecha de inscripción : 25/10/2008

Acompañante
Nombre: *Sebastian ¬3¬ !*
Gustos: Musica

MensajeTema: Re: Saint Seiya (La leyenda de los jóvenes escarlata)   Lun Ene 05, 2009 10:16 pm

Con este incremento de poder y en un ataque combinado, Hyōga y Shiryū debilitan la barrera que ha protegido a Atlas en todo momento y finalmente Seiya lo derrota usando el Pegasus Tsuisei-ken, pero Hyōga y Shiryū quedan fuera de combate con el primer ataque de Abel. Seiya intenta enfrentarse al dios, pero todos sus ataques son devueltos hacia él, debido a su campo defensivo. Seiya pierde por completo sus fuerzas, pero no se rinde en su afán de salvar a Saori. Él y sus 4 compañeros elevan sus cosmos que se torna dorado e interrumpen el cosmos de Abel que guiaba a Atenea al mundo de los muertos. Finalmente Saori se recupera y se enfrenta a Abel, quien la paraliza y amenaza con volver a matarla, pero Seiya no está dispuesto a permitirlo y apunta al dios con una flecha dorada. Abel intenta un contraataque pero su cosmos es sobrepasado por el de Seiya que se ha elevado al infinito. Abel siente miedo por primera vez y duda entre perdonar a Seiya o acabar con él. Seiya dispara la flecha y lo hiere mortalmente. Abel moribundo se dirige hacia el lecho de piedra donde habia estado Saori muerta gritando "Soy Efebo Abel, soy un dios".

Al final, el templo de Abel se derrumba, pero los Santos sobreviven gracias a que Atenea protege un pedazo de terreno elevándolo del derrumbe ocasionado por la caída del dios Sol y Atenea jura no separarse nunca de sus Santos. Al final tras el terrible derrumbe aparece una estatua creada por el cosmos de Abel, recordando cuando eran niños, él y su hermana ya que Abel no odiaba a Atenea.


Trivia :

Es la unica película que muestra a Atenea muerta, a un dios superior como Abel y a Seiya totalmente desquiciado y resignado.
Tiene algunos parecidos con la Saga de Hades por la resurrección de los Santos de oro muertos en la Batalla de las doce casas.
Es la primera vez en que se ven a tres Santos de bronce: Seiya, Hyôga y Shiryû, utilizar las armaduras doradas de Sagitario, Acuario y Libra, respectivamente. Esto sólo se vería al final de la serie de TV en la batalla contra Poseidón y además visto en la Saga de Hades en el capítulo de los Campos Eliseos.
Aunque no es la película de mayor duración; fue la única de todas las peliculas de Saint Seiya que fue estrenada en el cine en Japón, en lugar de ser lanzada directamente en VHS o DVD como las demás.
En su distribución en España, por lo menos, se censuraron parte de las escenas cuando Atenea y Abel están jugando al principio de la película.
En América Latina la película prescindió de utilizar las voces de actores recurrentes en los episodios de Saint Seiya y utilizó un reparto de voces completamente distinto (lo cual no agradó mucho a los fans, siendo asi que Towers Entertainment planea sacar la pelicula en DVD con las voces originales).
Errores

Se ve a Shura resucitando de un ataúd; pero en la serie su cuerpo explotó en pedazos al salir de la atmósfera terrestre luego de ser derrotado por Shiryû. Del mismo modo aparece Máscara de Muerte también resucitando de un ataúd; pero en la serie su cuerpo real cayó en lo más profundo de la colina Yomotsu.
La Armadura de Acuario es destruída cuando Camus es asesinado, igual que la armadura de Capricornio, pero al final de la película Hyôga la utiliza como si nada le hubiese pasado.
Incongruencias con respecto a conceptos establecidos en la serie:
En la película durante la escena donde Shiryû habla con el viejo maestro de los Cinco Picos (Dohko), éste le dice que los poderes de los mortales no pueden oponerse o igualar al de los dioses; pero en el 4° episodio de la primera temporada de la serie (El caballero dragón, ドラゴン! 無敵の拳と盾) le dijo a Shiryû que los mortales son capaces de igualar el poder de los dioses (cuando le dice a Shiryû que puede invertir el flujo de agua de la cascada de Rozan).
Otro error es mostrar a los Santos de bronce muy ajenos a desafiar a un dios, puesto que, según esta línea alterna ya habían enfrentado a Eris y después a Poseidón (hecho que se comprueba en la película Los guerreros de Armagedón); y en ninguno de estos casos ellos veían desafiar a un dios como una blasfemia.(Tal vez por que se estreno antes en Mexico y España que la pelicula de Eris y la saga de Poseidón y por el cambio del Doblaje en Mexico es que se entiende el miedo de los santos a vencer a un Dios)
A pesar de todo esto esta película recibió muy buenas críticas.

PDS: Esta pelicula ya la vi y es muyyyy antigua x_X

capturas :







_________________

Te amo desde el fondo de mi corazon :3
No lo toques!!! o ya veras!!! xD

Necoco :loca -.-!
Ayase:T^T asi es el amor
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 
Saint Seiya (La leyenda de los jóvenes escarlata)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Saint Seiya Ω Cap 27: ¡El Final del Camino! ¡La Niña de la Luz y los Jóvenes! SUBTITULADO
» Camisetas del Universo Saint Seiya
» Problemas con el ending de Saint Seiya: Capítulo del Cielo-Overture
» SAINT SEIYA ON-LINE: Recopilación de Noticias
» [España] Tomo 04 de Saint Seiya Kanzenban ya a la venta

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Kakumei's Club :: [.Sub Foros Anime.] :: Saint Seiya-
Cambiar a: